3.9 C
Bariloche
InicioCoronavirusArgentina ya lidera un dramático ranking mundial del Covid antes de que...

Argentina ya lidera un dramático ranking mundial del Covid antes de que circule la Delta

El impacto de la segunda ola convirtió al país en el más poblado del planeta con la mayor cantidad de infectados por habitantes. Cómo se vincula ese dato con la vacunación, las muertes y lo que viene.

Argentina combina dos variables que hoy la hacen un caso único en el mundo: es el país más poblado que ha tenido la más alta cantidad de casos de coronavirus por habitantes. Para decirlo de otro modo, entre las naciones de más de 20 millones de personas, no hay otra que la supere en la tasa de contagios.

Cuanto más chico es un país, más chance hay de que ese índice sea alto. En la medida que la población y la extensión del territorio son mayores, la posibilidad baja. Argentina se encuentra en ese equilibrio matemático exacto que, de la mano de la gestión de la pandemia, le ha garantizado este destino.

Más “densidad” de Covid que en Estados Unidos y Brasil. Más que en España, Italia y Gran Bretaña. Más que en Chile, Colombia y Perú. Los argentinos han llegado, tras un año y cinco meses de crisis sanitaria, a integrar la más populosa población con mayor cantidad de infectados por millón en el mundo.

Argentina promedia algo más de 107 mil casos por millón de habitantes, según la última actualización del sitio Worldometers. Por delante en ese ránking no hay ningún otro país que tenga más de 20 millones de personas. Es más, muchos de los que la anteceden son países muy pequeños, de apenas unos pocos cientos de miles de ciudadanos.

Esas otras naciones, al estar entre las más diminutas del planeta, en realidad cuentan pocos casos de coronavirus, que significan mucho para el tamaño de sus poblaciones. Encabeza el ranking mundial Andorra, que ha soportado apenas 14.586 casos de Covid y eso le alcanza para anotar 188.454 casos por millón, dado que su población es de apenas 77 mil habitantes.

Andorra, el pequeño Estado de 77 mil habitantes y más alta tasa de contagios del mundo.

Andorra, el pequeño Estado de 77 mil habitantes y más alta tasa de contagios del mundo.

Allí aparecen también Seychelles, Montenegro, Bahrein, San Marino, Gibraltar, Eslovenia y Luxemburgo. Los únicos que superan los 10 millones de habitantes en los primeros puestos son República Checa (4°), Suecia (12°) y Holanda (13°). En esa lista Argentina figura ahora en el puesto 15°. Sin embargo, la población de los 14 países que la anteceden suma en total 47,5 millones de personas, poco más que toda la población argentina.

Brasil, cuyo presidente Jair Bolsonaro fue muy criticado por el manejo de la pandemia, tiene 92.435 infectados por millón y se ubica en el puesto 29° (5° entre los que tienen más de 20 millones de habitantes).

Estados Unidos, que transitó la primera parte de la crisis sanitaria con el también polémico Donald Trump, suma hasta el momento 106.543 casos por millón para ocupar el puesto 16° (2° en el ránking que articula la dimensión poblacional).

Gran Bretaña, que en el comienzo de la pandemia apostó a la fallida “inmunidad de rebaño”, padece 84.543 casos por millón y está en la posición 32° (7° al introducir la condición mínima de habitantes mencionada).

coronavirus covid ranking contagios millon

Argentina tuvo durante la administración de su propia pandemia una política de confinamiento orgánico, bastante o completamente opuesta a la de esos países, y sin embargo los resultados al día de hoy no se condicen con la expectativa inicialmente dominante.

Así, el mayor tiempo de aislamiento (una muy extensa cuarentena en 2020 y otra más corta durante la segunda ola de 2021) no se tradujo en una menor cantidad de contagios. El promedio mundial es de 25.228 casos por millón, esto es, 76 por ciento menos que la marca de nuestro país.

Hay que tener en cuenta, además, que muchas de las naciones que “compiten” en este ranking ya sufren la circulación comunitaria de la variante más contagiosa de las conocidas, la Delta, lo que debería otorgarles un “handicap” estadístico.

Sin embargo, los números demuestran que pueden prescindir de esa ventaja para acomodarse, aun así, mejor que la Argentina, donde la variante de la India parece no haber burlado todavía el cepo de los casos importados, mientras el Gobierno palpita una irrupción inminente.

Lo que viene preocupa por dos motivos: por un lado, si bien el pico de la segunda ola quedó atrás, el piso de casos diarios no se aleja demasiado de lo que fue el pico de la primera ola. Por otro lado, la reacción tardía en priorizar las segundas dosis deja desprotegidos a los más vulnerables.

En América, el único país que supera a la Argentina en casos por millón de habitantes es Uruguay, que en números absolutos suma 380.976 contagios. Es el 7,8 por ciento de los que registra la Argentina, pero a la vez demasiados para su población de 3,5 millones de habitantes.

Una mujer embarazada recibe una dosis contra el Covid en Montevideo. Foto: Xinhua

Una mujer embarazada recibe una dosis contra el Covid en Montevideo. Foto: Xinhua

Este escenario, que da cuenta del impacto dramático que ha tenido el Covid en nuestro país, tiene un reverso que -con un rapto de optimismo- podría tildarse de “positivo”: es la nación con menor población del mundo que tiene la mayor cantidad absoluta de recuperados de Covid. Son 4,5 millones.

Esa cifra significaría (si no se tomara en cuenta las reinfecciones) que 1 de cada 10 argentinos tiene estatus de convaleciente. Sólo Estados Unidos, Brasil y Turquía -con poblaciones más numerosas- poseen al día de hoy una cantidad mayor de recuperados.

En el mundo hay 178 millones de convalecientes, por lo que los argentinos que superaron la enfermedad representan el 2,53 por ciento. En base a lo que significa su población a nivel mundial (0,64 por ciento), nuestro país tiene casi cuatro veces más recuperados de Covid de lo que le correspondería.

La vacunación, o su déficit, ha hecho su parte para llegar a este escenario de abundancia exagerada de casos de coronavirus, que nadie hubiera imaginado meses atrás, pero que el tiempo y el manejo de la pandemia empezaron a volver previsible.

Las vacunas más eficaces para prevenir los contagios han demostrado ser hasta el momento las de la tecnología ARN mensajero (Pfizer y Moderna), con las que Argentina -luego de una extensa y onerosa resistencia- recién empezaría a vacunar masivamente -salvo para la urgencia del grupo de menores con comorbilidades- entre fines de este año y comienzos del próximo.

Las vacunas compradas a Moderna estarán disponibles a comienzos de 2022. Foto: AP

Las vacunas compradas a Moderna estarán disponibles a comienzos de 2022. Foto: AP

Las vacunas hasta ahora disponibles en el país (la rusa, una de las chinas y la de Oxford) no han mostrado tanta efectividad como esas dos estadounidenses. Y menos aún cuando se aplica una sola dosis. La más eficaz de todas las adquiridas por el Gobierno ha sido la Sputnik V, aunque la falta del segundo componente ha impedido apreciar todo su potencial para interrumpir la cadena de contagios.

Pese a la escasez local de vacunas contra el Covid -sobre todo durante el primer semestre de 2021-, ese modesto arsenal funcionó como amortiguador para que la enorme cantidad de casos -el pico de la segunda ola casi triplicó al de la primera- no convirtiera también a los argentinos -en términos relativos- en las principales víctimas fatales del mundo.

La letalidad argentina por coronavirus, de todos modos, rankea alto a nivel global. Sólo tres países con más de 20 millones de habitantes nos superan proporcionalmente en decesos: Perú, Brasil y Colombia. La relación local con el promedio mundial es casi un calco de la de los infectados: fronteras afuera hubo un 76,5 por ciento menos de muertes por millón que en Argentina.

NOTICIAS RELACIONADAS