16.9 C
Bariloche
InicioEducaciónColectivo docente de la ESRN Nro 123

Colectivo docente de la ESRN Nro 123

Ante el anuncio del regreso a las aulas del nivel medio, previsto para el 22 de junio, según anunciara la gobernadora por distintos medios de comunicación, los y las docentes secundarios de Bariloche que adherimos a la presente queremos compartir nuestra preocupación, apoyados en distintas situaciones que pasamos a destacar.

Coincidimos en que este conflicto sanitario desatado en el año 2020 nos ha hecho revalorizar el carácter imprescindible e irremplazable que tiene la presencialidad, sobre todo en el contexto que nos toca administrar: el insatisfactorio acceso a la conectividad perjudica a estudiantes, docentes y no docentes; haciendo más notorias las fronteras de las situaciones desiguales; fácil es coincidir en la necesidad que todas y todos tenemos de volver a las aulas y de recuperar cuanto antes una parte de la normalidad perdida.

Ahora bien, más allá de nuestras ambiciones y deseos, lo cierto es que seguimos un Norte guiado por la Salud Pública que se apoya en medidas que buscan ralentizar el agravamiento de la crisis sanitaria actual, esa meta –se supone-, es la que ha aconsejado las distintas decisiones que se vienen tomando desde los poderes públicos locales y nacionales.

En tal sentido debemos recordar lo siguiente:

  1. a)La vuelta a la educación mediada se produjo para reducir la circulación de personas (principal acelerador de los contagios).
  2. b)Ese precedente fáctico no se ha modificado, el número de casos se mantiene elevado; el sistema de salud sigue al borde del colapso, al menos en el caso de nuestra Ciudad.
  3. c)A su vez, la inmensa mayoría del personal docente y no docente del nivel medio, en Bariloche, no está inmunizado, ni siquiera ha recibido una primera dosis.
  4. d)En este marco, disponer la recuperación de la presencialidad aparece, cuanto menos, como una medida absurda o contradictoria, alejada de ese Norte regido por la Salud Pública.
  5. e)Entendemos que el personal del servicio público de transportes tampoco ha sido inmunizado.
  6. f)Siguiendo esta lógica, volver a las aulas del nivel medio, implica incorporar un elevado número de personas a la circulación diaria, lo que aumenta exponencialmente el riesgo y la velocidad de los contagios.
  7. g)Reiteramos que la inmensa mayoría de los docentes y no docentes del nivel medio de Bariloche, no han sido vacunados ni se les ha asignado un turno para ello, situación que se repite en la gran mayoría de las familias de los estudiantes que conforman las distintas comunidades educativas. La polémica decisión al tiempo que incrementa los agentes de circulación multiplica los vehículos de contagio.

Por todo lo dicho, los adherentes hemos promovido en el día de la fecha una acción de amparo a fin de revertir la decisión del poder ejecutivo provincial solicitando, como medida cautelar, la inmediata suspensión de sus efectos a fin de no innovar sobre la situación de hecho actual hasta tanto se resuelva el fondo de la cuestión.

Colectivo de Docentes de la ESRN Nro 123

NOTICIAS RELACIONADAS